Estos dos sistemas están basados en obtener la temperatura o del aire (aerotermia) o de la tierra (geotermia).

Sin duda, estos dos sistemas son los más versátiles que existen debido a que son reversibles es decir, que además de producir calefacción y ACS (agua caliente sanitaria), sirven para generar frío (bien sea a través de un sistema de suelo refrescante o con aire acondicionado).

Además son absolutamente seguros ya que no hay combustibles de ningún tipo y ni si quiera se produce llama.

También se pueden realizar instalaciones de este tipo mixtas ya que la geotermia es más eficaz en los meses de más frío y la Aerotermia en los meses templados.

Ambas se combinan muy bien con instalaciones SFV y mini eólica para la autoproducción de la poca energía eléctrica consumen, lo que lleva a las viviendas a tender a un gasto económico cero.

Estas son soluciones requieren de un estudio a medida para garantizar un óptimo resultado. ¿te ayudamos?